Ruinas


Pensé en nuestra decadencia adormecida,
nuestro caminar lento, pausado,
como dos viejos, cuya robustez se pierde
entre las ramas secas de un roble abandonado.
Pensé también en el orgullo herido, el silencio
aletargado, ocultos entre la sinuosidad mohosa
de un recuerdo que comienza a parecer lejano,
distantes como el pasado cetrino, adusto, que
merodea nuestro ser, con el ansia inescrutable de
los días felices, y un ahora reacio a caducar.

Anuncios

2 pensamientos en “Ruinas

  1. Pingback: Elige un salto (y algunos avisos) | SALTO AL REVERSO

Somos una comunidad, comenta y responde

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s