Una apuesta perdida


Cualquier lugar parece bueno para poner algo de color donde no lo hay. La verdad es que las ciudades son grises porque están hechas de cosas grises como el asfalto, la corrupción urbanística, el tráfico de influencias y el abuso de poder… por eso es un placer cuando los artistas de cualquier tipo ponen su puntito de color y nos regalan detalles coloridos. Al fin y al cabo, la ciudad es el espacio donde casi todos nos movemos y donde desarrollamos nuestro día a día, por eso agradecemos con el alma estos pedacitos de paraíso que los artistas se inventan. Me parece que las ciudades nos gustarían muchísimo menos si no tuviesen estos detalles por aquí y por allá. Sin ellos, las ciudades, nos resultarían monótonas y pobres, faltas de creatividad y de sorpresa, sin identidad y sin vida.

Los artistas son el verdadero corazón de nuestro mundo, son los que hacen que la vida valga la pena y sea posible vivirla sin pensar que estamos pagando una apuesta perdida.

Anuncios

6 pensamientos en “Una apuesta perdida

Somos una comunidad, comenta y responde

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s