Nuevo canto


Solo quedan los botones

y una zanahoria seca

de nuestro

muñeco de nieve.

Apagaron, hace unos días ya,

las luces de los árboles.

Y las calles son más ásperas,

más motosierra.

Las torres de alta tensión

se alejan

hacia un atardecer imaginado

cuando eres ciudad.

Y paseas y piensas que

las jaulas y las armas

las hacen los mismos.

Aquí todo se mezcla.

Todo se mezcla, amor,

no sé si bien o mal

como la piña en la pizza

como la alegría y la muerte.

Pronto florecerán los almendros.

Los días son más largos.

Y mañana escucharás

un nuevo canto de los mirlos.

Microcuento: LA JAULA


Conoce la mujer ave, te sorprenderá saber la historia…

edwincolonpagan

pájaro molestoMe cansé que me tuvieras encerrado porque me quieres mucho, que estoy más seguro y mejor alimentado y saludable bajo tus cuidados.  ¡Pamplinas! por eso te maldije y hoy eres mitad mujer y mitad pájaro, ahora entenderás que las alas si no las usas para volar no tiene sentido.  El amarme, darme comida y protección no te da derecho a que me prives de la libertad.  Una lástima que tuviera que usar la magia de mi canto para hechizarte, pero si no es así, no hubieses abierto la jaula.

Imagen pintura surrealista de Natalia Vetrova

Ver la entrada original